Home / Qué ver  / Barrios  / Descubre el Greenwich Village en un día

Descubre el Greenwich Village en un día

Visitar el barrio de Greenwich Village en Nueva York. Qué ver en el Greenwich Village

Greenwich Village

Uno de mis distritos favoritos de todo Nueva York es el Greenwich Village, o también conocido como West Village. Sin duda, es uno de los barrios que más ha cambiado en los últimos años, situado en el corazón de la isla de Manhattan. Para que lo ubiques bien, hablamos exactamente de la zona delimitada entre las calles 14th y West Hudson, desde la avenida Broadway hasta el final de la isla. El ordenado plano de Manhattan se difumina en un entramado de pequeñas calles y diagonales que le dan un encanto especial al barrio. Imprescindible tener un mapa a mano si no quieres acabar perdido. A continuación, una ruta de un día para descubrir los rincones con más encanto de todo el Village.

Arranca el día en Union Square

Un lugar perfecto para comenzar el día es la plaza de Union Square, situada en el cruce de la calle 14th y la avenida Broadway. La mejor forma de llegar es bajarte en la parada 14th-Union Square de las líneas L, N, Q, R, 4, 5 Y 6.

Esta es sin duda una de las plazas con más vida de la ciudad, rodeada además de tiendas, restaurantes y supermercados. Merece la pena pasarse a disfrutar del ambiente que allí se vive, tanto de día como de noche, pues se trata de un punto de encuentro para bailarines locales y cantantes callejeros.

En una de las esquinas sur de la plaza te llamará la atención un impresionante cadena de 15 números cambiando a toda velocidad las 24 horas del día. Se trata del Metronome, una escultura cinética con un reloj digital que marca la hora del día y, a veces, el tiempo restante para la llegada de algunos eventos importantes en el calendario. En la zona norte podrás divisar cuatro torres con arquitectura representativa de los ochenta, las Zeckendorf Towers.

Además, cada lunes, miércoles, viernes y sábado de 8 de la mañana a 6 de la tarde acoge el Greenmarket. Aquí puedes encontrar los mejores productos orgánicos de temporada; frutas, zumos, verduras y muchos otros alimentos traídos directamente desde granjas productoras locales.

Washington Square Park

Una vez hayas disfrutado del ambiente de la plaza, continúa tu día bajando por Broadway. En tu camino encontrarás una bella iglesia, Grace Church, elegida por muchas celebrities de la gran manzana para dar el ‘si quiero’. Una vez llegues a Waverly Pl, gira a la derecha para dirigirte a tu próximo destino: Washington Square Park, en el corazón del distrito universitario.

Hablamos de uno de los parques públicos más concurridos de la ciudad, especialmente en verano. Zonas de juego para niños, mesas de picnic, espacios para jugar ajedrez y mucho césped para desconectar. Además de ser un lugar perfecto para tomarte un descanso, el parque cuenta con un gran atractivo para los amantes de la fotografía: el Arco de Washington, inspirado en el Arco del Triunfo de París, fue construido en 1892 para conmemorar el centenario de la llegada a la presidencia de los Estados Unidos de George Washington. El arco sirve a su vez como icónico lugar de nacimiento de la Quinta Avenida.

Como curiosidad, todos los edificios que rodean la plaza pertenecen al campus de la Universidad de Nueva York y funcionan como centros de estudios y residencias de estudiantes de todo el mundo que llegan por primera vez a la ciudad. Te resultará fácil reconocerlos debido a las banderas color violeta con las letras NYU que ondean en su exterior.

Muy cerca se sitúa Christofer Park, una pequeña plaza situada entre las calles 51 y 53 de Christofer Street, enfrente del Stonewall Inn, famoso bar en el que en 1969 comenzaron las protestas del movimiento de liberación homosexual de la ciudad. En el centro de la plaza se encuentran las estatuas de yeso de George Seagal que fueron diseñadas en homenaje a la lucha por los derechos LGTV. Desde entonces, la zona se convirtió en la primera comunidad homosexual del país que resistió abiertamente a la represión y persecución institucional. Cada año, el último fin de semana de junio, el barrio acoge la Lesbian Gay, Bisexual and Transgender Pride March, conocida también como la marcha del orgullo gay.

Edificio de Friends y la Casa de Carry Bradshaw

Tras un pequeño descanso para comer, seguimos descubriendo el Village. Caminando hacia el oeste en el número 10 de la calle St Lukes Place encontrarás la emblemática fachada de la casa de los Cosby. Muy cerca, en la intersección entre las calles Gover y Bedford, se encuentra el edificio en el que vivían los protagonistas de la serie Friends.

Un poco más al norte, otro mítico escenario de ficción de Manhattan, la casa de Carry Bradshaw, una de las protagonistas de Sexo en Nueva York. En el número 66 de la cale Perry Street se encuentra la fachada del mítico apartamento de soltera del personaje interpretado por Sarah Jessica Parker. Casi al final de la calle Blecker, en el número 401, encontrarás otro de los puntos neurálgicos de la serie, Magnolia Bakery. Aunque no seas fan de la serie, merece la pena probar las cupcakes y dulces de esta concurrida pastelería.

Caminando hacia el final de la calle Christopher encontrarás el Hudson River, el segundo parque más grande de Nueva York después de Central Park. El parque recorre verticalmente la ribera del Río Hudson atravesando otros barrios como Midtown West, Chelsea, Tribeca y Meatpacking. Además de ser un perfecto lugar para descansar, podrás disfrutar de unas vistas impresionantes con los rascacielos del sur de Manhattan de fondo.

Ocio nocturno en el Village

Cuando cae la noche, el Village se transforma en uno de las zonas más concurridas para disfrutar del ocio nocturno de Nueva York. Restaurantes, bares, discotecas y salas de teatro alternativo abarrotan las pequeñas calles del west side.

Una de las mejores hamburguesas para muchos está en el West Village, concretamente en Corner Bistro (331 W calle 4th). Se trata de un bar al más puro estilo americano, lejos del bullicio de los típicos restaurantes abarrotados de turistas. Además de las exquisitas hamburguesas, el bar ofrece una amplia selección de cervezas nacionales y de importación. Si prefieres esperar al fin de semana y tomarte un típico Brunch neoyorquino, dirígete a Cornelia Street Cafe, en el número 29 de calle Cornelia, y prueba sus famosos huevos benedict.

Volviendo a la noche, una interesante opción es dirigirte a Blecker Street, epicentro del Village y repleto de salas de conciertos y monólogos, cuna de artistas como Bill Cosby, Jimy Hendrix o Bob Dylan. El más emblemático es sin duda el Bitter End, abierto desde hace más de 50 años y que vio nacer a estrellas como Lady Gaga.

Si eres amante del Jazz no dejes de visitar el famoso club Blue Note, situado en la calle 3th, entre MacDougal y la Sexta Avenida. Una amplia oferta de jazz en directo todos los días de la semana.

estefaniamartinezsabrido@hotmail.com

Review overview
NO COMMENTS

POST A COMMENT